¿Por qué hablar de códigos simbólicos en turismo? (I)

Los seres humanos nos casamos con significados; no con atractivos, no con destinos, no con productos turísticos.

A todos los actores del sector turismo nos conviene comprender y aceptar la supremacía de los códigos simbólicos para lograr, por fin, los resultados que todos esperamos. Ya seas gestor público, estudiante, consultor, empresario de agencias de viajes, aerolíneas, hoteles, restaurantes y tour operadores harías bien en abrirte a este nuevo conocimiento que es capaz de acelerar el crecimiento en turismo.

Tienes que enterarte que tus clientes, todos los seres humanos, conectamos con significados. ¿Por qué sucede esto? Porque somos los únicos seres vivos dotados de pensamiento simbólico, es decir, que somos capaces de darle una valoración, un reconocimiento, un nivel de importancia a las cosas, a todo cuanto nos rodea, a todos los estímulos externos. Nuestra mente opera así ante lo exterior.

Por ejemplo, si yo te digo a ti peruano, “PERÚ”, esa sola palabra tiene una poderosa carga simbólica, que involucra toda tu vida, porque significa PATRIA, FAMILIA, AMOR, BARRIO, AMIGOS, COMIDA RICA…

Por eso, cuando juaga la Selección Peruana de Fútbol, aunque los resultados no sean a veces favorables, siempre verás el Estadio Nacional lleno de gente, y no es solamente por la esperanza de ganar o de ir a un Mundial, es porque ante todo juega Perú, tu patria, tu país, tus colores, tu selección, tu barrio, tu gente.

¿Y qué relación tienen los significados con el turismo?

Es justo reconocer, primero, que es un campo de estudio que nunca ha sido explorado por los profesionales del turismo en Perú, acostumbrados como estamos a hablar siempre de Calidad, Sostenibilidad, Gestión Pública, Planificación de Destinos, Ordenamiento Territorial, TRC, etc. En este escenario, pese a la suspicacia que generan nuevos tópicos, hablar de la Teoría de los Códigos Simbólicos es totalmente pertinente en la medida que explica muy bien por qué ciertos destinos turísticos son los elegidos y preferidos por los visitantes en Perú y otros no. Y nos explica también que, por más inversión, capacitación y planificación que se haga en un determinado lugar, éste no será visitado si antes no logra alcanzar un significado atractivo y relevante para la mente humana.

¿Qué podemos hacer entonces?

Si buscamos innovar en turismo debemos salir de la caja. Ver la nueva dinámica del turismo sin parámetros, sin caer en la trampa de los estereotipos. No limitarte solamente a los sempiternos conocimientos de la Teoría del Turismo. Es necesario hurgar en otros jardines, abrirse a otras fuentes de conocimiento.  Porque este será el primer paso para innovar y ser capaz de identificar el verdadero significado (código simbólico) de lo que el turista desea visitar y consumir.

 

(Continuará.)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: